Articulos de Nueva Vida

Nueva Vida

Marihuana. Continuación

marihuana21
¿LA MARIHUANA ES MEDICINA?
Esta es la continuación del Artículo anterior para seguir ahondando sobre la marihuana, por supuesto habrá más que decir  mientras la realidad para algunas personas llegue a sus vidas, que la marihuana es una droga y lleva a la Adicción.
 
Los componentes de la planta de marihuana pueden tener propiedades medicinales. Eso no es lo mismo que “medicina”. La medicina se hace cuando un laboratorio extrae el compuesto medicinal, se estandariza (lo que significa que hará lo mismo cada vez), y se dosifica (una cantidad estandarizada que el médico receta).
El término “marihuana medicinal” se suele aplicar a toda la planta de marihuana sin procesar o sus extractos crudos, que no están reconocidos o aprobados como medicina por la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos para cualquier enfermedad.
Debido a que la marihuana se comercializa a veces como medicina, la percepción de la droga ha cambiado. Pero los hechos básicos sobre la marihuana no han cambiado sólo porque es comercializada como una “medicina”. Y mientras que el debate sobre la legalización prosigue, el que sea legal no asegura que sea segura. Los cigarrillos son legales pero no hay debate sobre el hecho de que fumar es un riesgo para la salud. El alcohol es legal pero mira el número de personas luchando contra la adicción al alcohol o a las enfermedades asociadas con el abuso del alcohol.
Medicinas fabricadas por farmacéuticos, derivadas de la marihuana; pero nadie quiere usarlas,
porque yo quiero hacer contacto directo con la “yerba”.
Marinol: Es usado para tratar las nauseas y vómitos causado por quimioterapia del cancer.
               Para la pérdida de apetito.
Sativex:  Para tratar el dolor.
               Espasmos musculares que ocurren en la multiple sclerosis.
Para fines de este año, 2017 se tendrá lista otra medicina derivada de la marihuana para la Epilepsia.
LA MARIHUANA AFECTA LA FORMA DE CONDUCIR
El uso de la marihuana afecta significativamente al raciocinio, coordinación y tiempo de reacción... todas estas destrezas necesarias para conducir con seguridad. La marihuana es la segunda sustancia psicoactiva más comúnmente encontrada entre los conductores después del alcohol.
Los consumidores de marihuana son de 3 a 7 veces más propensos a tener un accidente automovilístico.
Conducir bajo los efectos del cannabis se asocia con un 92% de aumento de riesgo de accidentes vehiculares. Es importante el hecho de que conducir así está asociado con un 110% de aumento de accidentes fatales.
  • La AAA (American Automobile Association) informó que los accidentes mortales involucrados con cannabis en EE. UU. aumentaron de 8% en 2013 a 17% en 2014.
  • En Colorado, el consumo de la marihuana ha aumentado significativamente a partir de 2009, y un estudio descubrió que la proporción de conductores en accidentes automovilísticos fatales que dieron positivo por marihuana, aumentó de 5.9% en 2009 a 10% en 2011.
  • En el estado de Washington, el aumento de los accidentes automovilísticos mortales subió a 122% entre 2010 y 2014.
  • En California, el porcentaje de los conductores que dan positivo por marihuana en los tests, y que estuvieron involucrados en accidentes automovilísticos mortales se elevó de 9% en 2005 a 16.5% en 2014.
       
LOS EFECTOS DAÑINOS DE LA MARIHUANA
Los efectos inmediatos al fumar marihuana incluyen taquicardia, desorientación, falta de coordinación física, a menudo seguidos por depresión o somnolencia. Algunos consumidores sufren ataques de pánico o ansiedad.
Pero el problema no acaba ahí. De acuerdo a estudios científicos, el ingrediente activo del cannabis, el THC, permanece en el cuerpo durante semanas o incluso meses.
El humo de la marihuana contiene de 50% a 70% más de las sustancias que causan cáncer que el humo del tabaco. Un estudio de investigación importante informó que un solo porro de cannabis puede causar tanto daño a los pulmones como cinco cigarrillos fumados uno tras otro. Los que han fumado marihuana durante mucho tiempo a menudo sufren de bronquitis, una inflamación del tracto respiratorio.
La droga puede afectar no sólo tu salud física. Estudios hechos en Australia en 2008 asociaron los años de uso intensivo de marihuana con anormalidades del cerebro. Esto está respaldado por una investigación anterior sobre los efectos a largo plazo de la marihuana, la cual indicó cambios en el cerebro, similares a aquellos causados por el consumo prolongado de otras drogas mortales. Y varios estudios han mostrado una conexión entre el uso continuo de la marihuana y la psicosis.
 
La marihuana puede cambiar la estructura de las células del esperma, deformándolas.
Por tanto, incluso pequeñas cantidades de marihuana pueden causar esterilidad temporal en los hombres. El uso de la marihuana puede también alterar el ciclo menstrual de una mujer.
Los estudios muestran que las funciones mentales de las personas que han fumado grandes cantidades de marihuana tienden a disminuir. El THC en el cannabis afecta las células nerviosas del cerebro, afectando la memoria.
El cannabis es una de las pocas drogas que causan la división anormal de la célula, lo cual conduce a graves defectos hereditarios. Una mujer embarazada que fuma regularmente marihuana o hachís puede dar a luz prematuramente, a un bebé de menor tamaño y con menos peso de lo normal. En los últimos 10 años, muchos hijos de adictos a la marihuana han nacido con una iniciativa reducida y capacidades disminuidas en cuanto a concentrarse y buscar las metas de la vida. Los estudios también sugieren que el consumo prenatal (antes del nacimiento) de la droga puede resultar en defectos de nacimiento, anormalidades mentales y un mayor riesgo de leucemia (cáncer de médula ósea) en los niños.
EFECTOS A CORTO PLAZO
 
  • Problemas de memoria a corto plazo
  • Ansiedad severa, incluyendo miedo de que uno está siendo vigilado o perseguido (paranoia)
  • Comportamiento muy extraño, al ver, oír u oler cosas que no están ahí, siendo incapaz de distinguir la imaginación de la realidad (psicosis)
  • Pánico
  • Alucinaciones
  • Pérdida del sentido de identidad personal
  • Tiempo de reacción reducido
  • Ritmo cardíaco elevado (riesgo de ataque al corazón)
  • Riesgo incrementado de derrame cerebral
  • Problemas con la coordinación (reduciendo la seguridad al conducir o practicar deportes)
  • Problemas sexuales (para los hombres)
  • Hasta siete veces más probabilidades de contraer enfermedades de transmisión sexual que los no usuarios (para las mujeres)
       
EFECTOS A LARGO PLAZO
  • Disminución del coeficiente de inteligencia (hasta 8 puntos si el uso prolongado comenzó en los años de adolescencia)
  • Bajo rendimiento escolar y mayor probabilidad de abandono
  • Dificultad para pensar y en la capacidad para aprender y llevar a cabo tareas complejas
  • Menor satisfacción con la vida
  • Adicción (casi el 9% de los adultos y el 17% de las personas que comenzaron a fumar de adolescentes)
  • Desarrollo potencial del abuso de opiáceos
  • Problemas de pareja, violencia de pareja
  • Comportamiento antisocial incluyendo robar dinero o mentir.
  • Dificultades Financieras
  • Mayor dependencia de la asistencia social
  • Más posibilidades de estar desempleado o no obtener buenos trabajos.
       
“Empecé a consumirla debido a una apuesta de uno de mis mejores amigos quien dijo que yo era demasiado gallina para fumarme un porro y beberme un litro de cerveza. Yo tenía catorce años entonces. Después de 7 años de consumir drogas y beber, me encontré al final del camino siendo adicto. Ya no consumía para sentir euforia, sólo la consumía para sentir algo parecido a la normalidad.
“Luego empecé a tener sentimientos negativos sobre mí mismo y mis habilidades. Odiaba la paranoia [sospecha, desconfianza o miedo de otras personas]. Odiaba estar nervioso todo el tiempo sintiendo que algo iba pasar. Realmente odiaba no confiar en mis amigos. Me volví tan paranoico que tuve éxito en apartar de mi vida a todos y me encontré a mí mismo en el terrible lugar en donde nadie quiere estar: solo. Me levantaba por la mañana y comenzaba a tomar drogas y continuaba así durante el día”.—Paul
EN LA RUTA HACIA EL ABUSO DE DROGAS
 
Un consumidor que usa la marihuana de forma recreativa la consume por el efecto que crea y el “viaje” o la euforia que quiere obtener de ella. El uso continuo crea una tolerancia y eso puede llevar a los consumidores a tomar drogas más fuertes para lograr el mismo “viaje”. Cuando los efectos empiezan a desaparecer, la persona puede pasar a tomar drogas más potentes para liberarse de las condiciones indeseadas que le impulsaron a tomar marihuana en primer lugar.
 
La gente toma drogas para deshacerse de situaciones o sentimientos no deseados. La marihuana enmascara el problema durante un tiempo (mientras el consumidor está en el viaje). Cuando el “viaje” se desvanece, el problema, la condición o la situación no deseada retorna con más intensidad que antes. El usuario puede entonces optar por drogas más fuertes puesto que la marihuana “ya no funciona”.
También está el hecho de que los consumidores de marihuana comúnmente se reúnen en grupos en las fiestas o simplemente se juntan para compartirla entre sí. Después, cuando alguien agrega una nueva droga a ese grupo, es parte de la mentalidad del grupo de que todo el mundo se una con esa nueva y potencialmente adictiva droga.
La inmensa mayoría de adictos a la cocaína (90%) empezaron consumiendo primero una droga como la marihuana, cigarrillos o alcohol. Por supuesto, no todos los que fuman marihuana y hachís pasan al consumo de drogas más fuertes. Algunos nunca lo hacen. Otros dejan de consumir marihuana por completo. Pero algunos lo hacen. Un estudio encontró que los jóvenes (entre 12 y 17 años de edad) que consumen marihuana, son 85 veces más propensos a consumir cocaína que los chicos que no consumen marihuana, y que el 60% de los chicos que fuman marihuana antes de los 15 años, pasan a consumir cocaína.
“Me dieron mi primer toque de mota en el recreo de mi colegio. Ahora soy un adicto a la heroína, y acabo de finalizar mi octavo tratamiento de rehabilitación de drogas”.— Christian         Te invitamos a reunirte con nosotros en el Movimiento Nueva Vida, para continuar tu aprendizaje sobre las drogas y la Codependencia, no te quedes en tu casa viendo como se destruye, visítanos o llámanos.  
  • by Jesus_100%
  • posted at 12:09 pm
  • March 14, 2017

    Show Comments

    No Comments


    Add Comment

    Comments in this post are closed.